bbva criptomonedas

Desde mañana, el BBVA en Suiza ofrece a sus clientes servicios para poder tener activos cripto en sus carteras, abriendo así una reflexión sobre las consecuencias organizativas de Blockchain. Una decisión atrevida de la centenaria entidad que nació en el centro de Bilbao. Una decisión que pone la organización de la forma de operar del banco en el centro del ojo de un huracán que, sin duda, va a tener muchas miradas encima.

BBVA y Blockchain

Blockchain es una tecnología con profundas repercusiones organizativas. Es por esto por lo que Klaus Schwab, fundador del Foro Económico Mundial, la colocó entre las vías hacia la Cuarta Revolución Industrial. Es más, desde tal marco organizativo, puede ser que tenga una mayor trascendencia que los robots, a pesar de Assimov, o la inteligencia artificial o el internet de las cosas.

BBVA detecta gran apetito por criptomonedas y lanza servicios bitcoin el lunes

Todos estos últimos desarrollos suponen, sin lugar a dudas, un gran salto instrumental. Están destinados a ofrecer intensos y extensos saltos en la productividad y, sobre todo, a facilitarnos enormemente la vida. Ahora bien, las empresas y los hogares pueden adoptar muchas de las innovaciones instrumentales derivadas de estos desarrollos técnicos, sin cambiar apenas su organización.

Blockchain, primera tecnología sin territorio y cosmopolita

Sin embargo, con Blockchain la cosa cambia. Es cierto que también pueden derivarse aplicaciones que pueden considerarse periféricas, desde el punto de vista de la organización de los distintos sectores y campos productivos. Por ejemplo, cuando se aplica para el seguimiento y trazabilidad de algunos productos, que acaban en las estanterías de los super o hipermercados. Permite fundamentar la confianza del consumidor. Tal vez que éste dé más confianza a los productos trazados en Blockchain; pero, al menos de momento, parece difícil pensar en cambios de gustos, de rutinas o de manera de relacionarse con el resto de miembros del hogar, de su grupo social o con los compañeros o colegas con los que desarrolla su profesión.

Consecuencias organizativas en las finanzas

Ahora bien, las profundas consecuencias organizativas, que conlleva en muchos ámbitos la adopción de Blockchain, es también el reto principal que tiene para su adopción generalizada. Hay que tener en cuenta que puede encontrarse con rutinas, hábitos, infraestructuras y, sobre todo, hábitos de funcionamiento, arraigados durante muchos años. A veces, los retos organizativos que incorpora Blockchain derivan sencillamente de la aceleración que imprime a sus actuaciones.

Máxima tensión entre Estados y criptomonedas por el control y la fiscalidad

Por ejemplo, cabría preguntarse hasta qué punto en un sector como el financiero tradicional, están preparados para adoptar una organización que se establece sobre la inmediatez de las transacciones o la escasa –casi nula- mediación. Esto nos lleva a preguntarnos si pueden convivir las finanzas tradicionales, con las nuevas finanzas derivadas del uso de Blockchain.

De la centralización a la descentralización

Si hacemos un ejercicio regresivo a los orígenes de Blockchain/Bitcoin, vemos que el reto organizativo es de órdago. El esfuerzo regresivo es relativamente pequeño, dada la relativa brevedad de tiempo transcurrida desde tales orígenes. Pero, culturalmente, el paso desde un mundo organizado sobre la centralización, a un mundo establecido sobre la descentralización, es de un tamaño que está aún por digerir. Especialmente desde la revolución industrial y la formación de los estado-nación, nuestros esquemas organizativos están articulados sobre la centralización. Posiblemente, en los tiempos en los que tendíamos a constituirnos en comunidades, pensábamos descentralizadamente. Pero los últimos siglos han tendido a conformarnos como seres-para-la-centralización.

Geocriptopolítica: el gobierno del mundo a través de las criptomonedas

Las innovaciones técnicas de nivel civilizatorio son las que han cambiado nuestras formas de organizarnos. Tal vez suene ampuloso, pero es lo que ocurrió con la revolución de la agricultura, que nos hizo pasar de seres nómadas a seres sedentarios, o la revolución industrial, que nos llevó fundamentalmente a organizarnos urbana y políticamente.

Internet cambió la manera de organizarnos

Sólo por citar dos de las mayores innovaciones con transcendencia organizativa. Más recientemente y apuntando a ese horizonte civilizatorio, internet también ha cambiado nuestras formas de organizarnos. Es decir, las formas de establecer relaciones y actuaciones, tanto en los ámbitos productivos, como en los del ocio o los vínculos familiares y de amistad.

La ética del bien común, el espíritu de las criptomonedas y el criptomonetarismo

Con la pandemia, hemos podido experimentar en muchos casos la adopción acelerada de esa otra forma de organizarnos y, en definitiva, vivir, apoyándonos fundamentalmente en internet. Creo que muchos de esos cambios vividos durante la pandemia, como el trabajo o la manera de relacionarnos con las administraciones públicas, se quedarán. Cambios que, a su vez, producirán otros cambios: en el transporte, la arquitectura, la educación, la convivencia y, tal vez, las estructuras políticas. Como dice Cass R. Sunstein (How Change Happens), el cambio se produce muy frecuente derivado de pequeños cambios en detalles, que se van encadenando. Y no siempre está planificada esa cadena de cambios. La contingencia tiene su papel.

Lo que sucedió en el proyecto periodístico Civil

Volviendo al reto organizativo al que se enfrenta la extensión de Blockchain, tal vez convenga situarnos en casos concretos. Aunque solo sea con fines ilustrativos. En primer lugar, basta recordar lo que ocurrió con el proyecto periodístico Civil. Simplificando mucho, puede decirse que organizativamente se planteó como una especie de redacción descentralizada. Lo que se publicaba parecía quedar al albur de la relación directa entre autores y audiencia, sin la tradicional mediación por parte de la organización -director del medio, subdirectores, redactores jefes, correctores de estilo, maquetadores u otros técnicos, etc.- sobre lo que emitía.

El Yuan digital de China y la nueva economía global de su Capitalismo de Estado

Pues bien, el proyecto quedó cancelado hace ahora poco más de un año. Entre las causas de esta decisión, se encuentra la falta de respuesta encontrada, cuando se lanzó su token. No cabe duda que la razón económica, al quedarse sin esa potencial masa de inversores-receptores comprometidos, tiene su peso. Pero ¿hasta qué punto esa falta de apoyo económico y, por lo tanto, implicación en el proyecto, no derivó de una propuesta organizativa en la que apenas había decisiones organizativas previas a la publicación, aun cuando sí órganos de gobernanza destinados a la gestión y exclusión de mensajes? Se proponía un tipo de organización que chocaba con la centralizada organización tradicional de los medios de comunicación.

Blockchain, Unión Europea y lluvia de millones: demasiadas expectativas y dudas

BBVA y el reto tecnológico de blockchain

El caso más reciente que pone la lupa sobre el reto tecnológico que supone Blockchain lo hemos tenido esta semana. El pasado viernes, el BBVA anunció la puesta en marcha, el lunes 21, tanto de un servicio para poder cambiar bitcoin, como de un servicio para custodiarlos, para sus clientes radicados en Suiza. Desde fuentes del banco, se subraya que este lanzamiento responde a las demandas de una mayor diversificación de las carteras de activos por parte de sus clientes. Algo que convierte al banco español en el primero en ofrecer este tipo de servicios, proviniendo de la banca tradicional.

La burguesía del criptocapitalismo: de Jed McCaleb a Changpeng Zhao

Puede interpretarse de manera atemperada el paso dado por el BBVA en Suiza como una especie de experimento, dado el contexto en el que se lleva a cabo la acción: país pequeño, con regulación sobre las criptomonedas. En cualquier caso, hay que calificarlo de hito en el camino hacia la generalización del uso de Blockchain.

El aviso de Caitlin Long

El jarro de agua fría ha venido de la autorizada voz de Caitlin Long, CEO de Avanti, banco asentado en Wyoming especializado en gestión de criptomonedas. En su perfil de Twitter, plantea las grandes dificultades con que puede encontrarse una entidad financiera al intentar articular operaciones que se llevan a cabo, de manera irreversible, en minutos, con la característica forma de actuar de los bancos, en las que las operaciones con activos se prolongan por, al menos, un día. Problemas de organización que, a la vez, se incrustan en problemas de diseño de infraestructuras informáticas, formas de control y de toma de decisiones, etc.

También puedes seguirnos en nuestros canales de Telegram Twitter 

Por Javier Callejo

Catedrático de Sociología en la Universidad Nacional de Educación a Distancia (UNED), especializado en la observación empírica de los comportamientos de consumo y de la recepción mediática. Licenciaturas en Periodismo y Derecho

Deja una respuesta

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *

  • bitcoinBitcoin (BTC) $ 44,093.00
  • ethereumEthereum (ETH) $ 3,032.67
  • tetherTether (USDT) $ 1.00
  • cardanoCardano (ADA) $ 2.12
  • chainlinkChainlink (LINK) $ 24.02
  • litecoinLitecoin (LTC) $ 155.64
  • bitcoin-cashBitcoin Cash (BCH) $ 505.33
  • stellarStellar (XLM) $ 0.279182
  • tezosTezos (XTZ) $ 6.61
  • moneroMonero (XMR) $ 246.19
  • eosEOS (EOS) $ 3.97
Esta web utiliza cookies. Puedes ver aquí la Política de Cookies. Si continuas navegando estás aceptándola    Ver
Privacidad