IOSCO publica recomendaciones globales para regular las DeFi
IOSCO publica recomendaciones globales para regular las DeFi

Estas son las recomendaciones globales de IOSCO para regular DeFi

La Organización Internacional de Comisiones de Valores (IOSCO) ha publicado un conjunto de recomendaciones para regular las finanzas descentralizadas o DeFi. El organismo, del que forman parte el 95% de reguladores de valores del mund, propone una serie de políticas globales y cooperativas para consolidar un marco de regulaciones coherente entre sus 130 jurisdicciones miembro.

Las DeFi se recuperan en 2023 y los protocolos y redes líderes son otros

Regular DeFi IOSCO

La regulación de las criptomonedas se ha convertido en un objetivo clave para las autoridades de todo el mundo en 2023. En el ámbito de las DeFi, los esfuerzos parecen estar cobrando cada vez más forma, aunque todavía sin avances significativos. Teniendo en cuenta esta situación, la IOSCO ha presentado un conjunto de nueve recomendaciones dedicadas a plasmar en gran medida el  camino a seguir para los países en la regulación DeFi. Las recomendaciones de la IOSCO surgen tras la publicación de un informe en 2022 y las respuestas de una consulta. La organización publicó este año también recomendaciones para los mercados de criptomonedas y activos digitales.

De esta forma, la organización cree que debido a las similitudes entre las funciones y actividades económicas entre las DeFi y los mercados financieros tradicionales, muchas políticas, estándares y marcos regulatorios globales «son aplicables a los productos, servicios, actividades y acuerdos de DeFi». Las políticas buscan entonces integrarse tanto en los marcos regulatorios existentes como en los nuevos. En este sentido, vamos a explorar los principales que incluyen las nueve recomendaciones de la IOSCO para regular las DeFi.

Analizar las DeFi y sus productos

Las jurisdicciones deben esforzarse por «Analizar los productos, servicios, actividades y acuerdos de DeFi para evaluar las respuestas regulatorias». Los reguladores deberán entender primero DeFi y cómo funciona para comprender sus riesgos y definir los marcos regulatorios apropiados. Para ello, las jurisdicciones deberán entender las actividades DeFi desde el punto de vista empresarial o económico real (modelos, ganancias, transacciones), funcional (productos y servicios) y técnico (contratos inteligentes, pila tecnológica, infraestructura blockchain).

Identificar a las «personas responsables»

La IOSCO asegura que los reguladores deben «indentificar a las personas responsables». Se describen como persona(s) y/o entidad(es) que «ofrecen, proporcionan, participan o facilitan la oferta, provisión o participación en productos, servicios o actividades financieras» vinculadas a un entorno DeFi. Estas «personas responsables» son aquellas que «ejercen o pueden ejercer control o influencia suficiente sobre un producto, servicio o actividad financiera en particular».

Las mentiras DeFi y por qué no todo es bueno en criptolandia

Pese a la premisa descentralizada dentro del sector DeFi, el supervisor de los valores financieros en el mundo asegura que siempre tras estos modelos de gobernanza descentralizados, en el cual mencionó a las Organizaciones Autónomas Descentralizadas (DAO), suele haber una o varias personas ejerciendo como «persona responsable» que guía las iniciativas y  es responsable de cambios o desarrollos en el protocolo. Las jurisdicciones deben enfocarse en analizar y examinar el rol de esta figura de referencia y determinar si aplica dentro del espectro regulatorio. La IOSCO, explica:

«Por ejemplo, si bien una DAO puede estar descentralizada en términos de su gobernanza, la atención se centra en si la propia DAO ofrece un producto, proporciona un servicio o participa en una actividad sujeta a regulación. De ser así, la DAO, como persona(s) o entidad, sería la Persona Responsable con respecto al producto que se ofrece, servicio que se brinda o actividad que se realiza».

Europa reta a los actores DeFi a mostrar su descentralización

Estándares comunes

Otra recomendación es «Lograr estándares comunes de resultados regulatorios». Los reguladores deben asegurarse de evaluar la mejor forma de establecer los marcos normativos y las leyes aplicables, tomando en cuenta las recomendaciones de la IOSCO, para el sector DeFi en toda su amplitud. Así, abarcaría instrumentos financieros, esquemas de inversión, emisores, intercambios e intermediarios del mercado, corredores, intermediarios, asesores de inversiones, custodios, agencias de compensación, agentes de transferencia, servicios de liquidación y otros proveedores de servicios.

Identificación y conflicto de intereses

Los reguladores en cada jurisdicción deberán «Exigir la identificación y resolución de conflictos de intereses» dentro de las DeFi. Según la IOSCO, existen diferentes actividades relacionadas con las operaciones y funcionamiento de las DeFi que pueden opacar un conflicto de intereses por parte de las «personas responsables» o los involucrados con los proyectos. Los reguladores deben asegurarse de solicitar claridad e identificación a las personas, productos y servicios involucrados con las DeFi, aplicando estándares normativos para evitar que una persona aproveche su posición en diferentes proyectos para tomar control e influencia dentro de otro.

Identificar los riesgos

Una clave para desarrollar políticas para las finanzas descentralizadas es «Requerir la identificación y el tratamiento de riesgos materiales, incluidos los riesgos operativos y tecnológicos» asociados con los productos y servicios DeFi. Para esto, los reguladores deberán adoptar un enfoque de entendimiento de las diferentes actividades y ejecución de procesos dentro de las DeFi, con el fin de mitigar los riesgos asociados a fallos cibernéticos, uso de la tecnología, los contratos inteligentes, oráculos y puentes, automatización de productos y servicios, entre otros.

Divulgaciones claras

Los participantes o «personas responsables» dentro de un entorno DeFi deberán brindar claridad y transparencia en la información, productos, riesgos, fallos, servicios y funcionamiento de las plataformas. Los reguladores deberán «Exigir divulgaciones claras, precisas y completas» según las recomendaciones de la organización. 

Cumplir la ley

La IOSCO recomienda a los reguladores «Hacer cumplir las leyes aplicables». Con esto, describe la necesidad del cumplimiento normativo por parte del espacio DeFi, tanto en sus actividades como para sus «personas responsables». La premisa es «promover la protección de los inversores y los mismos tipos de mala conducta, prácticas fraudulentas y manipuladoras que existen en los mercados financieros tradicionales».

Cooperación internacional

Una recomendación clave es la de «Promover la cooperación transfronteriza y el intercambio de información», un punto central mencionado continuamente tras las diferentes iniciativas reguladoras dentro del espacio de las criptomonedas. La cooperación es fundamental, explica la organización, debido a la naturaleza transfronteriza de las DeFi. En este sentido, los reguladores deberán compartir información relacionada a supervisión, riesgos emergentes, registros y autorizaciones y aplicación de la ley dentro del sector DeFi.

Interconexión DeFi

Para establecer marcos regulatorios, las agencias de valores deberán «comprender y evaluar las interconexiones entre el mercado DeFi, el mercado más amplio de criptoactivos y los mercados financieros tradicionales». Los reguladores deberán entender y evaluar el alcance e impacto de las finanzas descentralizadas más allá de la frontera visible, asegurándose de abordar la existencia de otros marcos regulatorios relacionados como la lucha contra el blanqueo de dinero (AML) y contra la financiación del terrorismo (CFT).

Dennys Gonzalez
Comparte esto:
Esta web utiliza cookies. Puedes ver aquí la Política de Cookies. Si continuas navegando estás aceptándola    Ver
Privacidad