bancos centrales blockchain

Bancos centrales de varios países valoran eludir el uso de blockchain para emitir su dinero digital, porque se sienten amenazados por la tecnología que dio origen a Bitcoin. En medio de la crisis por la pandemia sanitaria, hemos conocido la propuesta del partido demócrata estadounidense de crear un dólar digital. Un instrumento que sería controlado por la Reserva Federal y funcionaría a través de una blockchain privada. El almacenamiento se llevaría a cabo a través de “carteras digitales” mantenidas por la Reserva Federal.

Estos días también se ha hablado del dinero físico como posible foco de infección y de la posibilidad de sustituirlo por dinero digital. La noticia de que China había retirado numerosos billetes y monedas de la circulación por miedo a que fuesen fuente de contagio, corrió como la pólvora por todo el mundo.

La República Popular de China ha expresado sus planes de lanzar una moneda digital desde hace tiempo. Sin embargo, no fue hasta el pasado mes de junio, coincidiendo con el anunció el lanzamiento de libra, cuando diferentes mandatarios mostraron mayor interés por un yuan digital. Hay quien piensa que en medio de la crisis del COVID-19,  China puede aprovechar a caída de los mercados tradicionales para lanzar su proyecto.

Todos los bancos hacen pruebas

Pero además de China y Estados, en los últimos dos años, muchos bancos centrales han hecho pruebas y anuncios sobre la posibilidad de emitir una moneda digital; planes que, por el momento, no se han hecho realidad. Además del petro venezolano, que no goza ni de la liquidez, ni del prestigio que el gobierno sudamericano le otorga, no existe una moneda digital que provenga de una economía fuerte en el mercado global.

Lo cierto es que, aunque muchos bancos centrales en distintas latitudes han anunciado pruebas, todavía no hay ningún proyecto para el corto plazo. Riksbank, el Banco Central de Suecia, ha hecho pruebas en la blockchain R3 de Corda para el lanzamiento de la moneda digital e-krona. Sin embargo, un anuncio de la institución asegura que en la actualidad no hay una decisión tomada sobre la emisión de un e-krona. Tampoco lo hay sobre su diseño o sobre la tecnología que podría ser usada. El propósito principal de este piloto es aumentar el conocimiento del banco sobre este asunto.

La posibilidad de no utilizar blockchain para emitir CBDC

En una conferencia sobre monedas digitales de bancos centrales (CBDC) celebrada en Ucrania la semana pasada, el representante del Riksbank, Bjorn Segendorf, comentó que este banco no está probando la cadena de bloques Corda de R3 porque esté enfocada en una solución con blockchain, sino para probar cosas distintas. Esto nos sitúa en un escenario no explorado hasta ahora: la posibilidad de no utilizar blockchian para la emisión de CBDC.

No hay que olvidar que blockchain es la tecnología con la que están hechas las criptomonedas y la que permite que Bitcoin pueda funcionar sin intermediarios. Por ello, los bancos centrales no quieren perder su relevancia como institución mediadora, ni siquiera a través de cadenas de bloques permisionadas o privadas.

Harro Boven, del Banco Central de Holanda, se muestra tajante al afirmar que las instituciones tradicionales son suficientemente confiables para mantener la integridad del mercado global. Por su parte, Scott Hendry, del Banco de Canadá, considera que no cambiaría nada en la tecnología que usa actualmente.

Monedas digitales, no criptomonedas

Por otra parte, durante las pruebas realizadas en Ucrania a principios de 2019, el representante del banco de este país, Alexander Yablunivsky precisó que no hablaba de criptomonedas. Estamos hablando de monedas digitales del banco central y pueden ser implementadas tanto en un registro centralizado, cómo en uno descentralizado”.

Ante estas intenciones, la pregunta que cabe hacerse es ¿por qué evaluar la creación de una moneda digital que funcionará, en esencia, de la misma forma que el papel moneda? La respuesta fácil es que los bancos se sienten amenazados con blockchain. Con el crecimiento del mercado de criptoactivos y su creciente adopción, los bancos se encuentran en una encrucijada. O integran la lógica de blockchain o podrían perder su razón de ser en un mundo cada vez más globalizado e interconectado.

Bitcoin y la relación de los ciudadanos con el dinero

El miedo se acrecienta aún más con el lanzamiento de Libra y los miles de millones de personas que se encuentran detrás de Facebook. Ellos sí podrían quebrantar el papel de los bancos en la economía global.

Así, frente a un mercado de criptomonedas cada vez mayor y un bitcoin que, incluso se recupera ante la hecatombe del mercado financiero mundial, las entidades financieras tradicionales observan con pavor el panorama. El mismo terror que sienten ante una divisa privada que provenga de una empresa con fuerte presencia en Occidente. Bitcoin nació para revolucionar la relación de los ciudadanos con el dinero y parece lógico que las instituciones tradicionales, sus guardianas, se sienten amenazadas.

Si lo deseas, puedes seguirnos en Telegram y Twitter

Deja una respuesta

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *

  • bitcoinBitcoin (BTC) $ 34,782.00
  • ethereumEthereum (ETH) $ 1,332.09
  • tetherTether (USDT) $ 1.01
  • rippleXRP (XRP) $ 0.298983
  • cardanoCardano (ADA) $ 0.368943
  • litecoinLitecoin (LTC) $ 144.84
  • bitcoin-cashBitcoin Cash (BCH) $ 486.20
  • chainlinkChainlink (LINK) $ 21.54
  • stellarStellar (XLM) $ 0.289817
  • binancecoinBinance Coin (BNB) $ 41.80
  • moneroMonero (XMR) $ 151.06
  • eosEOS (EOS) $ 2.76
  • tezosTezos (XTZ) $ 2.83
Esta web utiliza cookies. Puedes ver aquí la Política de Cookies. Si continuas navegando estás aceptándola    Ver
Privacidad
Optimized with PageSpeed Ninja