Las stablecoins pueden sustituir a las monedas locales, alerta el BIS
Las stablecoins pueden sustituir a las monedas locales, alerta el BIS

Las stablecoins pueden sustituir a las monedas locales, alerta el BIS

Las stablecoins pueden facilitar la sustitución de las monedas locales por otras basadas en criptografía, según un informe del Banco de Pagos Internacionales (BIS). El informe del BIS, conocido como el banco de los bancos centrales, evalúa los riesgos del ecosistema criptográfico y ha sido entregado a los ministros de finanzas que integran los países del G-20. El Banco asegura que la creciente interconexión de los criptoactivos con las finanzas tradicionales y la economía real puede representar una amenaza para la soberanía monetaria. El G-20 tratará en la Cumbre de septiembre el ecosistema de los criptoactivos y las Monedas Digitales de Banco Central (CBDC).

¿Qué son y cómo funcionan las stablecoins?

BIS stablecoins

En su estudio de 24 páginas, el BIS precisa que la disponibilidad de stablecoins puede facilitar la sustitución de las monedas locales por otras basadas en criptografía. «Durante los períodos de inestabilidad macroeconómica y depreciación de los tipos de cambio, los tenedores de monedas fiduciarias nacionales pueden cambiar a monedas alternativas, ejerciendo una presión adicional sobre la propia moneda nacional», indica la entidad.

En 7 años habrá 15 CBDC minoristas y 9 mayoristas circulando, según el BIS

Al BIS le preocupa que tal comportamiento pueda conducir a la pérdida de soberanía monetaria por parte de las autoridades monetarias nacionales. O derivar en la falta de financiación de las instituciones financieras locales, lo que podría tener consecuencias a largo plazo para la estabilidad monetaria y financiera general de dichos países. «El riesgo de sustitución de moneda siempre está presente y corresponde a cada jurisdicción gestionarlo adecuadamente», dice el BIS.

La existencia de criptomonedas y stablecoins puede aumentar sustancialmente la probabilidad de que se materialicen los  escenarios descritos más arriba, ya que hace que la sustitución de divisas sea mucho más fácil. Las interconexiones entre las criptomonedas y el sistema financiero tradicional pueden funcionar en ambos sentidos, dice el BIS. Así, subraya que como consecuencia de las turbulencias bancarias de marzo de 2023, algunas monedas estables perdieron su paridad. Sobre todo, USDC, tras revelar que una cantidad sustancial de su reserva de efectivo estaba depositada en el quebrado Silicon Valley Bank. Como reacción, las monedas estables que usaban USDC como activo de reserva también rompieron el par. Estos eventos, según el BIS, demuestran que, probablemente, no es posible desarrollar monedas estables verdaderamente estables.

Las seis stablecoins referenciadas al euro más importantes

Riesgos para el sistema financiero

El BIS alerta que las stablecoins podrían plantear graves riesgos para la integridad del sistema financiero, incluso para ALD/CFT (Políticas de Lucha contra el Lavado de Dinero y Financiación del Terrorismo). «Si bien este riesgo está presente en todos los países, las limitaciones de recursos en las economías de mercados emergentes y en desarrollo (EMED) pueden dificultar que las autoridades mantengan el ritmo y ajusten sus marcos de vigilancia, regulación y supervisión», asegura el BIS.

La fiscalidad de las stablecoins

En segundo lugar, el BIS indica que las monedas estables vinculadas a monedas extranjeras fluctuarían en valor frente a las monedas locales en los EMDE. Si se usaran para contratos de deuda, sería una nueva forma de facto de préstamos en moneda extranjera (FX), que ha estado en el centro de muchas crisis financieras en los EMED. En tercer lugar, las monedas estables podrían importar las políticas monetarias de las monedas fiduciarias, lo que puede no ser óptimo para la mayoría de las EMED y, por lo tanto, podría afectar su autonomía monetaria.

«Los países con grandes flujos transfronterizos de monedas estables pueden tener dificultades para mantener reservas internacionales en monedas fiduciarias. Esto tiene implicaciones para el funcionamiento de los mercados cambiarios e interbancarios, que son menos profundos en las EMED».

Países en desarrollo

En cuarto lugar, los riesgos descritos son particularmente agudos para las EMDE. «Las monedas estables pueden facilitar la sustitución de divisas y la evasión de medidas que las EMDE pueden utilizar para defender sus divisas durante períodos de elevada volatilidad cambiaria».

Los bancos centrales podrán vigilar las stablecoins gracias al BIS

En quinto lugar, «dados los efectos de alcance, escala, red y “el ganador se lo lleva todo”, las EMDE podrían terminar como un “anfitrión” de entidades en un sistema de monedas estables que brindan servicios críticos como gobernanza y gestión de activos de reserva, que pueden tener su sede en otro lugar». Esto podría crear una desalineación de los incentivos entre los supervisores «de origen» y «anfitrión», lo que impediría una supervisión holística, asegura el BIS.

Abordar los numerosos riesgos que plantean las criptomonedas ha generado un debate sobre las estrategias para mitigarlos. En este sentido, el BIS indica tres líneas de acción en la política hacia las criptomonedas: contención, regulación y prohibición. El BIS plasmó su idea en un boletín que contiene detalles de los tres enfoques, junto con ejemplos específicos. El Banco asegura que varias jurisdicciones ya están tomando medidas en este sentido.

Consecuencias de la falsa descentralización

En su informe, el BIS también instruye a los ministros de los países del G-20 sobre las «falsas afirmaciones de descentralización y sus consecuencias». A menudo hay una concentración de facto del poder de toma de decisiones, lo que invalida los argumentos de los defensores de las criptomonedas y DeFi que enfatizan su naturaleza supuestamente descentralizada, aseguran los redactores del estudio.

MICA establece un tope de €200 millones/día en transacciones con stablecoins

«La concentración surge en parte de los efectos de congestión en plataformas descentralizadas con sistemas de prueba de trabajo. Para reducir la congestión, las blockchains de prueba de participación más nuevas requieren que los validadores pongan sus monedas como garantía, lo que les brinda una mejor oportunidad de que se les pague por validar el siguiente bloque. Sin embargo, esto puede conducir a una concentración de poder y monedas entre un número reducido de validadores».

Oráculos

 Tras el dólar, el euro es la segunda moneda fiat más transaccionada de las stablecoin

El Banco también cita la necesidad inherente de DeFi de obtener información del mundo real como un impedimento importante para la descentralización. «Si bien DeFi, en principio, se basa en la confianza descentralizada y basada en el consenso, el informe de datos que sustenta los contratos inteligentes se basa en los oráculos. Los oráculos procesan y obtienen los datos y, en última instancia, transmiten esta información a la cadena de bloques. Como los oráculos requieren confianza y exhiben varios grados de centralización, esto da lugar al problema del oráculo. Algunos utilizan una sola fuente de datos o tienen una sola persona/entidad encargada de transmitir la información a la plataforma. Lo que introduce un único punto de falla y deja espacio para informes falsos, ya que quienquiera que supervise el oráculo tiene la capacidad de corromper el sistema al informar datos de manera incorrecta», asegura el BIS

También puedes seguirnos en nuestros canales de Telegram y Twitter

Comparte esto:
Esta web utiliza cookies. Puedes ver aquí la Política de Cookies. Si continuas navegando estás aceptándola   
Privacidad