Bitcoin pisa fuerte en Europa: uno de cada diez BTC se cambia a euros, según el BCE

ActualidadSin categoríaUltimas noticias

Written by:

Una parte importante del volumen de operaciones de bitcoin se liquida en euros, según un informe publicado recientemente por el Banco Central Europeo. El comercio relacionado con el euro rondó un promedio del 10% del total del volumen de operaciones de bitcoin, con una desviación típica diaria del 2,8% en los últimos dos años, lo que, según el BCE, sugiere una no despreciable exposición de la zona del euro a los criptoactivos.

El informe, titulado “Criptoactivos: Implicaciones para la estabilidad financiera, política monetaria, y pagos y infraestructuras de mercado”, recoge que comparado con otros activos criptográficos, el bitcoin es el más comercializado. Así, durante 2018, las operaciones en bitcoin representaron un valor promedio del 61% del volumen total de operaciones que conllevaban cambio a moneda fiduciaria. Todos los cambios al Yuan chino pasaron a hacerlo a otras monedas después de septiembre de 2017, a partir de la modificación en la legislación china relativa al tratamiento del bitcoin.

Según el BCE, la disponibilidad de bitcoin en el sector privado está bastante concentrada, lo que sugiere que las pérdidas potenciales en caso de una corrección drástica de los precios se limitarían a un grupo relativamente pequeño de poseedores. El estudio precisa que las 1.000 direcciones principales (0,0018% de todas las direcciones activas) representan alrededor del 36% de todas las posesiones de bitcoin y las 10,000 principales tienen el 58%. El informe precisa que “estas cifras representan solo una estimación aproximada de la concentración de las posesiones: por un lado, es posible que el mismo inversor tenga varias direcciones, lo que implica una mayor concentración real; por otro lado, algunas direcciones pueden pertenecer a custodios / mediadores, lo que implica que la concentración es menor. Por ejemplo, actualmente, 26 de las 100 direcciones principales, así como las 5 direcciones principales, pueden atribuirse a los depositarios de wallets y exchanges”.

Contratos de futuros vinculados a los precios de bitcoin

El estudio de la entidad financiera europea también indica que los actuales desarrollos y actividades, como los contratos de futuros vinculados a los precios de bitcoin y los instrumentos de inversión financiera que rastrean los criptoactivos, pueden aumentar los vínculos con el sector financiero tradicional y la economía real. “Esto posiblemente puede llegar a considerarse un signo de estabilidad financiera si estos vínculos persisten o aumentan aún más. Los vínculos actuales son limitados, ya que la cantidad de futuros e instrumentos de inversión son aún pequeña y los volúmenes de futuros negociados son bajos”.

El BCE atribuye el lento crecimiento del número de instrumentos de inversión a las distintas acciones regulatorias. Así, pone como ejemplo, el Comité de Bolsa y Valores de EE. UU. (SEC), que rechazó tentativamente diez propuestas de fondos cotizados (ETF) de bitcoin en septiembre de 2018. Según el informe, los contratos de futuros vinculados a los precios de bitcoin han estado disponibles en  Estados Unidos desde diciembre de 2017 y se negocian en volúmenes bajos, pero relativamente estables.

El interés despertado por los futuros de bitcoin en las dos bolsas estadounidenses que ofrecen estas operaciones (CME y CBOE) actualmente alcanza los 70 millones de euros, según el BCE. “Estos contratos se negocian a precios que se han vinculado relativamente a la evolución del mercado al contado, lo que indica que los participantes del mercado no esperan movimientos significativos en los precios en los próximos meses. De hecho, el aumento negativo en la diferencia entre los precios al contado y los futuros en noviembre de 2018 indicó que los mercados no previeron una corrección de mercado en este momento”.

Sin embargo, el informe señala que un mercado de futuros en expansión puede aumentar las interrelaciones entre el sector financiero y la evolución de los precios de los criptoactivos. “Dependiendo de la evolución regulatoria, esto puede también allanar el camino para la creación de más ETF que utilicen futuros para rastrear los precios de bitcoins, lo que refleja desarrollos similares en los ETF de productos básicos hace unos años. Otros instrumentos de inversión financiera, como los fondos de inversión, los bonos negociados en bolsa (ETN, por sus siglas en inglés) y los contratos por diferencia (CFD, por sus siglas en inglés) han comenzado a ofrecer exposición a los activos criptográficos a los clientes europeos”.

Bélgica, Italia y Alemania

La entidad financiera también resalta que todos los instrumentos que se pueden encontrar en los datos de disposición de valores del BCE rastrean los precios de bitcoin o ether. “Los titulares de estos instrumentos en la zona del euro en el tercer trimestre de 2018 se encontraron principalmente en el sector de los hogares en mercados como Bélgica, Italia y Alemania. El tamaño de estos instrumentos es pequeño en comparación con el tamaño de las carteras y minúsculo en las del sector doméstico en comparación con el tamaño global del mercado de valores de la zona del euro: al final del tercer trimestre de 2018, las disponibilidades acumuladas de estos instrumentos por sectores de la zona del euro alcanzaron los 1.163 millones de euros. Sin embargo, la cantidad total de participaciones ha crecido rápidamente. Las exposiciones más que cuadruplicaron en 2018, desde los 269 millones de euros en el cuarto trimestre de 2017”.

El BCE explica que de acuerdo con la información actualmente disponible, los bancos no parecen tener depóstitos de criptoactivos relevantes para el sistema. Sus exposiciones indirectas combinadas a través de ETN y CFD no superaron los 20.000 € al final del tercer trimestre de 2018. Sin embargo, ha habido un indicio de un fuerte interés entre los hedge funds y los administradores de activos en productos basados ​​en criptoactivos. Aun cuando condicionadas a los desarrollos regulatorios, las exposiciones a instrumentos financieros relacionados con criptoactivos podrían, por lo tanto, aumentar en el futuro.

Las ICO recaudaron 19.000 millones de euros en 2018

Respecto a las denominadas ICOs, a las que el informe alude como una forma en gran medida no regulada para que las empresas obtengan capital mediante la generación de nuevos criptoactivos, similares a las ofertas públicas iniciales, el BCE indica que recaudaron alrededor de 19.000 millones de euros en 2018. Las ICO representaron más del 9% del patrimonio total recaudado en las ofertas públicas iniciales a nivel mundial en 2018.

Sobre el estado de las ICO, el informe señala que si bien no existe información sistemática sobre las jurisdicciones y sectores de los titulares de criptoactivos de las ICO, la importancia de las mismas disminuyó significativamente durante la segunda mitad de 2018. El informe cita un estudio realizado por Satis Group (2018), una firma de asesoría de ICOs, que observó que el 70% de los fondos recaudados por las ICO se invirtió en proyectos que se desarrollaron en etapas más maduras, mientras que el 80% de todos los proyectos que recaudaron capital a través de ICOs fueron identificados como fraude. Además, las actividades de ICO se correlacionan con la evolución de los precios de algunas criptomonedas, como el ether, cuya tecnología subyacente se usa mucho para lanzar ICOs.

En cuanto a la evolución de las ICOs, el informe recoge que si la importancia de las ICO, así como sus conexiones con el sistema financiero más amplio, se eleva nuevamente a los niveles observados en 2018, la volatilidad inherente de muchos de los criptoactivos generados recientemente podría afectar negativamente la estabilidad financiera a través de canales similares a los mercados de acciones convencionales.

Deja una respuesta

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *